Noche de new wave y noise en C3 Rooftop

Diego Solórzano, frontman de Rey Pila. Fotos: Ignacio Robles de Loza.

“Pocas noches como ésta”, celebró Diego Solórzano en el mejor momento del concierto del pasado viernes cuando Rey Pila estaba por entregar No longer fun, tras el torbellino ruidosista de Triángulo de Amor Bizarro que tuvo lugar en el C3 Rooftop.

La presentación de Rey Pila sirvió para mostrar ante un centenar de seguidores de qué está hecho el músculo de la banda mexicana, luego acumular experiencia al acompañar en giras a Interpol, The Rentals, Brandon Flowers, The Strokes, Albert Hammond Jr. y Julian Casablancas, por mencionar a algunos.

IMG_5850-baja

Lo del quinteto nacional con el público local fue un certero flechazo. Alexander, How do you know, Fire away, Apex, No longer fun e incluso Ninjas, el track más reciente de los consentidos del sello Cult Records fue coreado como si se tratara ya de un hitazo.

And I used to cry, cry, cry about it / Used to laugh, laugh, laugh and shout it / But it’s no longer fun, it’s no longer fun.

Lluvia de cerveza helada que cayó hasta la cara de Diego, abrió la puerta a la carrilla del público a los miembros de la banda, a excepción de “El Güero”, quien salió ileso. “Silverio”, “Greñas” y “Mesero de marisquería” fueron algunos de los apodos que encontraron blanco en Andrés, Miguel y Diego. ¡Sin Yolanda, Maricarmen!

IMG_5828 baja

Por fin, hemos tenido la suerte de ver a Rey Pila como estelares en Guadalajara, sin el marco de un festival y sin la aplastante sombra de un headliner de estadio.

Antes, sobre el entarimado, tras pocas horas de sueño, el cuarteto gallego sacudió Guadalajara con noise, shoegaze y mucho rock. Rodrigo, Isa, Rafa y Zippo sabían que frente a ellos había un público hambriento del surrealismo visceral que a ellos tanto les gusta recrear con simbolismos ambiguos y mucha psicodelia.

Isa, bajista y voz de Triángulo de Amor Bizarro.

Isa, bajista y voz de Triángulo de Amor Bizarro.

Salve Discordia es el álbum que por primera vez trajo a Guadalajara a TAB fuera de un festival, donde los tiempos son cortos y las exigencias, demasiadas. Como si se tratara del show estelar, los de Galicia dejaron la Barca quemada apenas en la primera fecha de la gira Circuito Indio en México.

Desmadre estigio, ese dub aceitoso con ínfulas de The Clash dejó fuera las etiquetas en la sala y todo se incendió. Gallo negro se levanta, Robo tu tiempo, Un rayo de sol, El fantasma de la transición, Ellas se burlaron de mi magia, Luz del alba, Estrellas místicas y Seguidores fueron algunos de los temas que nos llevaron por una espiral infinita y ensordecedora. Sello de la casa.

About Omar Castañeda

CEO & Publisher. Escribo sobre música desde finales de la década de los noventa. Desde 2013 dirijo Sin Documentos MX y coordino el contenido editorial de la plataforma.
Bookmark the permalink.